top of page

Cuotas con todas las tarjetas

LOS SOLDADOS MIRAN AL CIELO

Precio

$3.000,00

Si no hubiera arriesgado tanto para rescatarme, se habría reencontrado con ella, pero Cáceres tenía dos amores más: la Patria y el Ejército, y fue fiel a ellos. El tiempo pasaba y Mamani seguía sangrando; se acordó de su novia que estaba embarazada y tendido en el suelo, mirando el cielo, empezó a rogarle a Dios que le permitiera conocer a su hijo. Entonces Giachino jugó su última carta que era su vida misma. Corrió hacia la casa seguido por García Quiroga y los hombres que constituían el escalón asalto. Creo que los pilotos argentinos están demostrando una enorme bravura. Sería tonto de mi parte no reconocerlo. John Nott, ministro de Defensa británico. Estévez no le dijo la verdad; sangraba mucho y el brazo le colgaba. A pesar de ello, fervorosamente, siguió dando órdenes, disparando con un solo brazo o comunicándose por radio para dirigir el fuego de la batería del teniente 1º Carlos Chanampa, ubicada en Pradera del Ganso. Hablaron poco y hubo muchos silencios, roto uno de ellos cuando Mario le dijo a Héctor: “Hermano querido, ganamos o yo no vuelvo” Palabras del sargento Mario “Perro” Cisnero antes de partir para las islas Malvinas. No volvió.

Cantidad

PÁGINAS

236

FORMATO

15x21cm

IDIOMA

Español

ISBN

9789878910512

AUTOR

Rodolfo Richter

EDITORIAL

IDL - Imprenta de libros

bottom of page